“Let’s Be Evil” o “El lado oscuro de la realidad aumentada” (Reseña)

LBE poster miniEncontrándose rodeada de deudas por los gastos médicos de su madre, Jenny decide tomar un trabajo en una prestigiosa compañía donde la seguridad y la discreción son de alta prioridad. Después de pasar por varios chequeos de identidad y autorizaciones, la joven se encuentra unas gafas de realidad aumentada y una vez que se las pone, se encuentra con otros dos individuos que serán sus compañeros de trabajo como cuidadores de un grupo de candidatos que van a participar en un experimento muy avanzado de aprendizaje.

Recién llegados a lo que parece un simple almacén subterráneo, Jenny, Tiggs y Darby son recibidos por una avanzada inteligencia artificial llamada Arial, y después de irse adaptando a sus gafas de realidad aumentada sin las cuales ven que se encuentran en completa oscuridad, los jóvenes descubren que los candidatos seleccionados para este experimento son en realidad niños que por medio de las gafas están aprendiendo de varios temas a paso acelerado, y que dicho sea de paso, incluso les permite comunicarse sin decir palabra alguna.

Después de acostumbrase al encierro, la falta de luz natural y silencio extremo por parte de los niños, Jenny empieza a notar un comportamiento extraño en uno de los candidatos, como si fuera estuviera alejándose a momentos del resto del grupo. Después de unos incidentes aislados, Jenny empieza a tener alucinaciones que podrían deberse al cansancio y el extraño ambiente laboral, o tal vez, alguien esta haciendo cambios en el experimento y ha decidido que los adultos en ese lugar son innecesarios.

LBE_STILL_15

La premisa de “Let’s Be Evil” es muy interesante, ya que por momentos abarca el tema de la realidad aumentada y de como nos podemos hacer peligrosamente dependientes de ella, la crisis en el sistema educativo y que es lo que pasa cuando un experimento funciona demasiado bien. El problema de el filme es que teniendo un titulo como “Let’s Be Evil” desde el principio nos pone con la expectativa de una película del tipo survival con mucho suspenso y acción con los niños como antagonistas, pero la primera parte del filme son más que nada escenas para darnos una atmósfera de aislamiento y mucho dialogo que solamente a los fans clavados del Sci-fi podrían interesarles. Para cuando por fin llega el inevitable caos y los jóvenes adultos tienen que escapar por sus vidas, muchas personas de la audiencia podrían ya simplemente no estar tan interesados en lo que pase.

Por el lado técnico fue interesante como el filme tomó el angulo de presentarnos la mayoría de la trama con la perspectiva de primera persona por medio de las gafas que usan los personajes principales, aunque la película no llega convertirse en un comercial descarado para el Google Glass o Oculus riff, si me dejó con la duda sobre si este filme hubiera funcionado bien en 3-D. Mientras que muchos podrían alejarse del filme por no ser fans de los recientes filmes del tipo “Archivo encontrado”, yo diría que el filme se siente mas como un videojuego de FPS con distintas perspectivas, Imaginen “Hardcore Henry” pero sin llegar a sentir vértigo, ya que la cámara nunca se tambalea demasiado y siempre podemos ver claramente lo que sucede. No puedo asegurar que este filme será el primero en nueva tendencia, pero si creo que abre posibilidades a contar mas historias con esta técnica.
LBE_STILL_19El filme como dije, empieza algo lento, pero cuando llega el conflicto que tanto esperamos, agarra un paso mas acelerado y logra causarnos tensión mediante un uso hábil de efectos de sonido, sin caer en la técnica del susto de pianazo, cabe mencionar que casi no hay nada de gore o escenas violentas demasiado gráficas. Los efectos especiales visuales son pocos, pero cumplen, sobretodo los que son para crear la ilusión del ambiente por medio de la realidad aumentada. La película cuenta también con una banda sonora que me gustó mucho (Tengo una debilidad por el llamado Synthwave, lo admito) y las actuaciones son buenas. A pesar de que no acabamos sabiendo mucho de los adultos, y hay varias preguntas que se quedan sin responder “Let’s Be Evil” funciona muy bien como un thriller Sci-fi con una moraleja en varios niveles.

“Let’s Be Evil” fue dirigido por Martin Owen (L.A. Slasher) y co-escrita con Elizabeth Morris, quien interpreta a Jenny y también actuá en “L.A. Slasher”, en el reparto también tenemos a Kara Tointon, Ellior James Langridge e Isabelle Allen.

“Let’s Be Evil” estará disponible en VOD y limitadamente en cines en Agosto 5, lanzada por IFC Midnight Films.

 

2 pensamientos en ““Let’s Be Evil” o “El lado oscuro de la realidad aumentada” (Reseña)

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

*